. Quarter Rock Press - 'The Queen Is Dead', de The Smiths, cumple 33 años
 
 
   
'The Queen Is Dead', de The Smiths, cumple 33 años FOTOS: TOMADAS DE INTERNET

'The Queen Is Dead', de The Smiths, cumple 33 años

Un día como hoy, pero de 1986 la banda británica lanza uno de sus mejores discos

REDACCIÓN QRP

Hay veces que la historia se corta: en ocasiones surgen ciertos elementos que hacen que el pasado tenga un señalador, una suerte que marca un antes y después de la historia. Así como Pink Floyd marcó un giro rotundo con 'The Dark Side Of The Moon' y Led Zeppelin revolucionó con su 'Led Zeppelin IV', 'The Queen is Dead', de The Smiths, vino a romper con el mundo de la música de los 80 y a dejar su reconocible huella dentro de los clásicos.

Morrissey se juntó con Johnny Marr, Andy Rouke y Mike Joyce en un estudio de Manchester para armar el tercer trabajo de The Smiths, en un momento que Inglaterra atravesaba cambios culturales y políticos. Bajo el sombrío reinado de Margaret Thatcher, la juventud inglesa de los 80 buscó refugio en las modas, el cine y las pequeñas bandas que brillaban y se presentaban en lugares con capacidad más que reducida.

En este escenario de la vuelta mundial del neoliberalismo, de una nueva ola conservadora al poder, en Inglaterra comenzó a surgir una necesidad de un cambio musical para hacer frente a la realidad ochentosa. Así es como bandas como Primal Scream, The Jesus and The Mary Chain y otras más de la movida del post-punk (como a principios de los 80, Joy Division o Echo and The Bunnymen) comenzaron a moldear la cultura joven británica.

Después del lanzamiento de 'Meat is Murder' en 1985, The Smiths ya se había consolidado como banda y con su tercer álbum, confirmaron que se volverían leyenda. Lamentablemente, años más tarde la banda se disolverá por la presión de Marr con la prensa, la industria e incluso sus compañeros. 

Si bien se trataba del tercer disco de The Smiths, 'The Queen is Dead' se volvió un ícono y demostró que la fórmula Morrissey-Marr era imparable. El disco se lanzó el 16 de junio de 1986 por Rough Trade Records y desde aquel momento, la estética de su composición se ha vuelto inspiración para muchos, desde el cine under hasta la televisión e incluso para otros artistas reconocidos.

Las canciones teñidas de crítica y poesía, no dejan de tener el toque de romanticismo de 'Moz', como la legendaria canción: 'There Is A Light That Never Goes Out'. A pesar de que se esperaba que la canción fuera elegida como single, la banda prefirió 'Bigmouth Strikes Again'. También destacaron 'I Know It's Over'. 'Never Had No One Ever', 'The Boy With The Thorn On His Side' (la favorita de Morrissey), 'Some Girls Are Bigger Than Others', 'Vicar In A Tutu', 'Frankly, Mr. Shankly' y 'Cemetery Gates'.