. Quarter Rock Press - El lamentable final de la Revista Los Inrockuptibles
 
 
   
El lamentable final de la Revista Los Inrockuptibles FOTOS: TOMADAS DE INTERNET

El lamentable final de la Revista Los Inrockuptibles

MARTIN MELLINO - Columnista

Penosamente, la revista Los Inrockuptibles llegó a su fin con la edición 237, publicada en el mes de septiembre. Este triste final se da tanto para la publicación impresa como para el formato digital.

Esta es una de esas noticias que nadie quiere anunciar, no sólo porque ya no tendremos en nuestras manos un producto de excelente calidad, sino también por los profesionales que se han quedado sin su fuente de trabajo.

Los Inrockuptibles, la revista mensual de música, cine, libros, etc., apareció por primera vez en julio de 1996, con Patti Smith en tapa y notas a Ricardo Mollo (Divididos), Porno For Pyros, Carca (actual miembro de Babasónicos) y Woody Allen. En los siguientes dos meses, números 2 y 3, la portada estuvo a cargo de Beck y Lou Reed, respectivamente.

La grave crisis económica en la que estuvo inmersa Argentina a fines del año 2001, encontró a ‘Los Inrocks’ por el número 63, último en salir ininterrumpidamente. En aquella ocasión, una imagen tomada por el fotógrafo neoyorquino Spencer Tunick, que traía a Buenos Aires la muestra ‘Nude Adrift’, era la que ilustraba la tapa de enero de 2002. 

El siguiente ejemplar, el número 64, apareció dos meses después, en abril. Comenzaba la edición ‘Furtiva’. La columna Avant-Premiere (una especie de editorial de la revista) de aquel mes rezaba: “Hoy estamos. Mañana no se sabe... Que la Inrocks se haya vuelto furtiva es parte del panorama: mantener un plan a pesar de todo...Se trata de salir como sea, como se pueda. Todavía es mucho   lo   que   queda   por  hacer  y  más  aun   lo   que   tenemos  para   decir.   Sepan   disculpar,   sepan acompañar. Nos seguimos viendo. Menos en los quioscos, en todas partes.” La edición Furtiva 01 se conseguía en librerías y disquerías especializadas, pero no en quioscos de diarios y revistas.

La revista siguiente salió casi un año más tarde, en marzo de 2003, con entrevistas a Michel Houellebecq,   Francisco   Bochatón   (Peligrosos  Gorriones),   Massive  Attack,   Calexico,  Paul  Thomas Anderson y más. A partir de este número, el 65, la periodicidad de Los Inrockuptibles volvió a ser mensual.  Al año, con la aparición del ejemplar 78 de abril 2004, fue el final de las ediciones ¿con lomo’ para pasar a las revistas abrochadas con doble gancho, que continuó hasta abril de 2011.

El número 105 celebró los diez años de vida de Los Inrocks, que aprovecharon para rediseñar su   histórico   logo,   que   se   aggionó   con   un   cambio   de   tipografía.   En   mayo   de   2011   se   hizo   un relanzamiento total de la revista: nuevo diseño (que incluyó cambio de tamaño y otra vez del logo), más secciones y contenidos, y acompañaron esto con una nueva página web, para ponerse a tono con los cambios comunicacionales que se vivían a nivel global.

Finalmente, a partir del número 233, llevaron a cabo el último cambio, que se mantuvo hasta el día de hoy. A una nueva lavada de cara del logo ‘Los Inrockuptibles’ se le agregó uno mucho más​ significativo: reemplazaron la tipografía interna. Para terminar, la edición de septiembre, la 237, se convirtió la última, después de dos meses de ausencia (la revista 236 había salido en junio). 

Hoy, ese último ejemplar se ha convertido en una verdadera publicación de culto. La nota principal es a 107 Faunos y trae entrevistas a Pablo Trapero, Placer y Spiritualized. Adiós a Los Inrockuptibles.

Te invitamos a seguirnos en TwitterFacebook Instagram con lo mejor del Rock.