. Quarter Rock Press - Escuchar
 
 
   

Escuchar

ANDREÍNA GONZÁLEZ - Columnista y music business

(@ninagonzalez85)

 

Algunas preguntas... ¿Cuánta música nueva has escuchado en los últimos 6 meses? ¿Dónde descubres música nueva? Si   alguien   te   recomienda   escuchar   una   banda/proyecto, ¿le   prestas atención y buscas escuchar o la pasas de largo/no la pelas? ¿En   qué   te   fijas   -auditivamente   hablando-   cuando   escuchas   música nueva? ¿Serías capaz de escuchar algo diametralmente opuesto a lo que tienes en tu reproductor? ¿Qué   es   lo   más   extraño   que   hayas   escuchado   hasta   ahora   y   que recomendarías sin pensarlo dos veces?"

El Maestro Rubén Blades acuñó una vez una gran frase (bueno, muchas a decir verdad): "La vida te da sorpresas, sorpresas te da la vida ¡ay Dios!".

De los que escuchamos música, hay quienes lo hacemos por gusto y hay quienes lo hacemos por trabajo. Se esperaría que, quienes escuchamos música   por   trabajo,   fuéramos   doblemente   bendecidos   con   el   don   de trabajar en y por lo que nos gusta. Sin embargo, ¡vaya sorpresa! Nosiempre es así.

Quienes escuchan música por mero gusto, muchas veces lo hacen por razones como: sentirse acompañados, drenar emociones, conectar con lo que escuchan, disfrutar de un buen rato, entre otras. Quienes   lo   hacen   por   trabajo,   por   su   parte,   tienen   una responsabilidad. Tenemos una responsabilidad. Pero, ¿cuál es? Además de todas las razones anteriores para escuchar música, quienes trabajamos   con   ella,   tenemos   el   deber   de   siempre   escuchar   música nueva, mucha música y de todo tipo. Alguna nos gustará más que otra, nos   haremos   fans   incluso,   pero   eso   no   debe   cerrarnos   ante   la posibilidad de escuchar algo nuevo cada día.

Un A&R (Artístico y Repertorio) de Disquera o de Editora DEBE escuchar nuevos proyectos, investigar sobre ellos y sobre el mercado al que se dirigen, con el fin de seleccionar -de entre muchos- aquellos que más se perfilen similares a su compañía para sumarlos a su trabajo.

Un Editor de una Revista o un Productor de Radio o Televisión, más si trabaja   con   espacios   musicales,   DEBE   escuchar   nuevos   proyectos   (y clásicos, claro está) e igual investigar de ellos para aumentar, no solo su cultura musical, sino también para tener la posibilidad de compartir con otros ese conocimiento y esas novedades que se gestan a su alrededor respecto al tema.

Un DJ, un Periodista, un Publicista... ¡hasta un Músico! en fin. Tanta gente que DEBE y tú todavía tienes en tu reproductor las mismas cinco mil canciones que no escuchaste en tu secundaria y que ahora te da fastidio borrar. Al final del día, siempre escuchas veinte ¡Las mismas veinte desde 2007! (oso mil). ¿Te habías dado cuenta de ello?

Hoy, quiero terminar esta disertación, invitándote a salir de eso que algunos han convertido en moda: ¡sal de tu zona de confort de una buena vez! Abre tus oídos, despierta tu curiosidad y escucha nueva​ música. Ahí me cuentas en 6 meses qué cosas valiosas has encontrado para escuchar.